Escrito por

¿Fingirías una enfermedad para tener la boda de tus sueños?

Jessica Vega sí lo hizo. Fingió que padecía cáncer para que muchas personas sobrecogidas le pagasen el vestido de novia e incluso la luna de miel en el Caribe. Pero cuando su marido notó que su estado no empeoraba, tras llamar al médico que le había diagnosticado de leucemia se enteró de que su esposa jamás acudió a aquella clínica, y ahora lo que pide es el divorcio.

vega

La joven de 23 años había presentado una carta del Dr. Dan Costin, en la que el médico aseguraba que su leucemia era terminal y que fallecería al cabo de un año. Este artículo se publicó en el periódico Times Herald-Record, y muchas personas respondieron con empatía afirmando que pagarían las flores y todos los gastos que necesitaría la joven para cumplir su sueño, el de tener una boda única.

Michael O’Connell solicitó un divorcio tras enterarse de que su enfermedad era ficticia, y pide la custodia de la hija que tienen en común, de tan sólo 1 año. Jessica, en cambio, asegura que hubo un error en su diagnóstico, e incluso pidió al periódico que le acompañara a la consulta de Dr. Dan Costin. Curiosamente, días después de este acuerdo canceló la reunión.

Jessica quería una boda de ensueño y la logró, junto con un marido que hizo todo lo posible por que su último año de vida fuese lo más feliz posible. Sin embargo, tras ser descubierta ha perdido la vida con la que soñaba.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?