Piel perfecta en invierno para tu boda (1ª Parte)

Si eres una chica atrevida, y quieres salir un poco de la monotonía de toda las bodas. Seguro que un acierto sería casarse en pleno invierno o incluso ya lo habías pensado. Imagínate ese día vestida de princesa y que a la vez  te acompañe la naturaleza con copos blancos de nieve, en vez de […]

Si eres una chica atrevida, y quieres salir un poco de la monotonía de toda las bodas. Seguro que un acierto sería casarse en pleno invierno o incluso ya lo habías pensado.

Imagínate ese día vestida de princesa y que a la vez  te acompañe la naturaleza con copos blancos de nieve, en vez de pétalos de rosa. ¡No me dirás que no es para soñar!.


Sabemos que el frío invernal puede cortar la respiración, la piel, los labios y las manos no tenemos ni que decirtelo. Y por ello supongo que te habrás puesto las manos en la cabeza al escuchar que el día que tienes que estar más perfecta, sería en un día invernal. Pero hay trucos para impedir las causas del frío en nuestra piel y hacer que éstes aún más bella que cualquier día primaveral.

Hay gestos de belleza que todo mundo conoce para acabar con los problemas que provocan el frío en tu piel y cabellos, pero hay truquillos que son de profesionales para que todos estos gestos habituales sean efectivos. Así que toma nota y disfruta.

Labios cortados:

Antes del cacao o de la mascarilla de miel, que usualmente es lo que utilizamos. Coge un cepillo de dientes y mojado en agua caliente. Frota el labio suavemente para eliminar las pielecitas. Si no acaban de salir, pon un poco de crema hidratante entre la yema del dedo y masajea trazando pequeños círculos para eliminar la piel muerta. Los labios recuperan antes su textura.

Después de este gesto, haz lo que pensabas hacer, con el cacao o la miel y presume de labios.

Manos agrietadas:

Antes de ponerte una mascarilla, sumerge  las manos en agua caliente en la que has mezclado con infusión de manzanilla. Después de 10 minutos, seca las manos y aplica la crema. El efecto será mayor pues los poros de la piel estarán más abiertos.

Si, además envuelves tus manos en paños de algodón mientras usas la mascarilla, también penetrará mejor.

Ojos hinchados:

Envuelve un cúbito en un disco de algodón con una gasa estéril empapada en agua de rosas, para que además la piel recupere la textura. Luego, no olvides aplicarte una crema de contorno de ojos o, por la noche, aceite de almendras dulces.

Cutis deshidratado:

Antes de ponerte una crema hidratante y en lugar del tónico, usa una loción de lechuga q

ue es super nutritiva y ayuda a mantener la humedad de la piel.

Para hacer la loción, hierve las hojas de lechuga en medio litro de agua destilada. Y luego ponte una crema más cubríente y en lugar de dos veces al día aplicatela tres o cuatro veces.

Rojeces en la cara:

Además de insistir en las cremas hidratantes, lo único que se hace normalmente es ocultar las rojeces con el corrector de ojeras.

Por ello antes de la hidratantes, del corrector y cada día hasta que desaparezca esa rojez aplica sobre ella una rodaja de patata cruda. También es recomendable que tomes suplementos de levadura de cerveza.

4.70 / 5
4.70 - 32 Votos
Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar